REÓSTATOS DE LÍQUIDO RLM – RLP

Los reóstatos de líquido son equipos realizados para la activación y regulación de velocidad de motores asíncronos trifásicos con rotor bobinado.

 

Con respecto a los realizados con resistencias metálicas ofrecen las siguientes ventajas:

• Variación continua de la resistencia
Máxima fiabilidad
Mantenimiento mínimo
Posibilidad de variar el valor máximo de la resistencia modificando la concentración del electrolito
Coste limitado

 

La variación continua de la resistencia durante la puesta en marcha evita bruscas variaciones de corriente y, por lo tanto, del par, que se producen con los reóstatos con resistencias metálicas, permitiendo un arranque ideal tanto desde el punto de vista eléctrico como mecánico. Se producen dos series, cada una en cinco medidas que cubren todas las exigencias de puesta en marcha y deslizamiento para motores entre 500 y 15000 kW, exactamente:

• RLM: con electrodos móviles
RLP: con electrodos móviles y circulación forzada del electrolito